Ateneo de Salto

En el siglo XIX un grupo de intelectuales se movilizó para fundar un centro de pensamiento y labor que elaboraría el porvenir del norte del país. En 1894 obtienen en donación un terreno de Ricardo A. Williams para construir la sede que se inaugura el 19 de abril de 1895. En su sala se celebraron cientos de conferencias, exposiciones, fiestas sociales y patrióticas. Fue proyectado por el dibujante Félix Elena y construido por Ángel Savio.